Reciclaje A. Marquez
Blog
Ultimas noticias

CHATARRA DE ALUMINIO

CHATARRA DE ALUMINIO

 

El aluminio se trata de un metal no ferromagnético, de símbolo Al.   Es el tercer elemento más común encontrado en la corteza terrestre. Como metal se extrae únicamente del mineral conocido con el nombre de bauxita, por transformación primero en alúmina mediante el proceso Bayer y a continuación en aluminio metálico mediante electrolisis.

Este metal posee una combinación de propiedades que lo hacen muy útil en ingeniería de materiales, tales como su baja densidad y su alta resistencia a la corrosión. Mediante aleaciones adecuadas se puede aumentar sensiblemente su resistencia mecánica. Es buen conductor de la electricidad y del calor, se mecaniza con facilidad y es muy barato. Por todo ello es desde mediados del siglo XX el metal que más se utiliza después del acero.

El principal inconveniente para su obtención reside en la elevada cantidad de energía eléctrica que requiere su producción. Este problema se compensa por su bajo coste de reciclado, su extendida vida útil y la estabilidad de su precio.

 

Aleaciones comunes: con cobre, silicio, cinc, magnesio, etc

Aleaciones especiales: niquel, cobalto, plata, litio, vanadio, circonio, plomo, estaño, cadmio, etc

 

El aluminio puede ser reciclado en chatarrerías o gestores de residuos autorizados como es el caso de Reciclajes A Márquez. Puede comprarse en diferentes formatos como se describen a continuación. El precio por kilo de aluminio depende del mercado bursátil de los metales y el tipo y calidad de aluminio que se recicle.

 

El destino final del reciclado del aluminio es su fundición en hornos. El material en estado líquido se convertirá en nuevos artículos.

 

Formatos de la chatarra de aluminio:

  • Aluminio perfil: metal aplicado en carpintería de aluminio o material procedentes de desmontaje en obras (ventanas, mamparas, puertas, etc, en barras largas o cortas. Recortes de perfiles de taller con laca o pintura). Debe ir libres de cristal, hierro, gomas, plásticos y cualquier otro tipo de contaminación.
  • Aluminio chapa:metal aplicado en carpintería de aluminio, cartelería, etc… Chapas de aluminio en bruto, libres de hierro, gomas, pinturas o laca.
  • Viruta de aluminio: material sobrante de mecanizados de aluminio. Chatarra resultante del proceso de mecanizado o fresado. Deben ir libres de aceites, grasas, humedad, hierro o cualquier otra contaminación metálica.
  • Aluminio latas: latas de aluminio de comida o bebida. Debe ir libre de otros metales, papel, latas estañadas, plásticos, papel de aluminio y cristales.
  • Aluminio cacharro: metal que procede de utensilios de uso cotidiano: cacerolas, sartenes, botes…etc. Chatarra de aluminio viejo en bruto o pintado. Con una o más aleaciones. Libres de aceites, piezas de fundición, alambres, latas de conservas, radiadores, chapas de aeronáutica, tapones de botellas.
  • Aluminio cable limpio: cables de aluminio no quemados ni aleados y sin recubrimiento, libres de grasas y aceites, libres de alambres, hierro o cualquier otro contenido metálico.
  • Cables de aluminio con PVC o ánima de acero: cables de aluminio con cualquier tipo de recubrimientos.
  • Aluminio de litografía o imprenta: Metal aplicado en litografía (industria de artes gráficas), en planchas, chapas o unidades sueltas. Sin merma de papel, plástico…etc.
  • Radiador Aluminio: chatarra de aluminio de radiadores y/o condensadores, material procedente de climatización, industria y automoción. Radiador libre de aceites y gases. Con merma o sin merma de plástico y/o hierro.
  • Aluminio persiana: material de aluminio encontrado en construcciones, desmontajes, etc. Cierres, persianas venecianas y de inyección de espumas…
  • Aluminio cárter: chatarra de trozos de aluminio de fundición que puede contener partes de automoción, aeronáutica, fontanería y maquinarias, pero no lingotes (carter, cajas de cambio, chasis maquinarias, etc). Libres de aceites, tierras y grasas y cualquier contaminación de otros metales.
  • Aluminio llantas: llantas de coches o camiones sin recubrimiento (excluidas las de las motocicletas), de una aleación específica. Libres de válvulas, pesas, tornillos, aceites, grasas o cualquier otra contaminación metálica.

 

CHATARRA DE PLOMO

 

CHATARRA DE PLOMO

 

El plomo (Pb) es un metal pesado, tóxico, flexible, inelástico y que funde con facilidad . Forma aleaciones con muchos metales, y, en general, se emplea en esta forma en la mayor parte de sus aplicaciones.

El plomo es uno de los metales que desde más antiguo conocieron y emplearon los hombres tanto por lo mucho que abunda como por su facilidad de fundirse.

 

En la actualidad el plomo tiene las siguientes aplicaciones:

 

 Cubierta para cables: ya sea la de teléfono, de televisión, de internet o de electricidad, la cual sigue siendo una forma de empleo adecuada. La ductilidad única del plomo lo hace particularmente apropiado para esta aplicación, porque puede estirarse para formar un forro continuo alrededor de los conductores internos. Gran variedad de compuestos de plomo, como los silicatos, los carbonatos y sales de ácidos orgánicos, son usados como estabilizadores contra el calor y la luz para los plásticos de cloruro de polivinilo.

– Pilas y baterías: se utilizan en los electrodomésticos, juguetes, teléfonos móviles, mandos a distancia, básculas, cámaras de fotos,…

– Grifos y tuberías: algunos grifos o llaves de agua viejos se consideran como fuentes de plomo. Deben irse sustituyendo por cobre.

– Latas de conservas: en algunos países aún se usa el plomo para sellar las latas, debe evitarse el consumo.

– Balas de plomo: campos de tiro al plato, perdigones, plomadas para la pesca,…

– Otros usos: en cosméticos, pinturas, periódicos impresos a color, etc

 

En Reciclajes A. Márquez S.C. recogemos el plomo procedente de diferentes usos y procesos industriales de fabricación para su reciclaje. El destino final del plomo es su fundición en hornos. El material en estado líquido se convertirá en nuevos artículos. El precio del kilo de plomo depende del mercado bursátil de los metales y del formato y calidad en el que se presente.

 

La chatarra de plomo puede encontrarse en los siguientes formatos:

 

– Tubería y plancha: plomos de planchas o tuberías provenientes de material aplicado en fontanería y maquinaria de imprenta. Consiste en chatarra de recorte blando y limpio, duro, láminas finas o material tipográfico en planchas o unidades sueltas. Libre de otros materiales como escorias, placas de baterías, cables cubiertos de plomo, aluminio, cinc, accesorios de latón y hierro, plomo químico sucio y materiales radiactivos.

–  O también puede provenir del material aplicado en automoción . Los contrapesos que se encuentran en las ruedas de los vehículos. Pastilla de plomo que se sujeta a la llanta mediante una chapa de hierro. Es una pieza que se desmonta en los talleres al hacer el equilibrado de ruedas (Existen también pastillas fabricadas en aluminio, zinc, etc)

 

CHATARRA DE ZINC/CINC

CHATARRA DE ZINC/CINC

 

El cinc/zinc (Zn) es un metal o mineral, a veces clasificado como metal de transición aunque estrictamente no lo sea. Se extrae del mineral hemimorfita, también llamado calamina. Los primero usos del zinc fueron para crear aleaciones, como el latón, debido a la dificultad de aislarlo del mineral por su volatilidad a la hora de fundirlo.

 
La principal aplicación del zinc (cerca del 50 % del consumo anual) es el galvanizado del acero para protegerlo de la corrosión, protección efectiva incluso cuando se agrieta el recubrimiento ya que el cinc actúa como ánodo de sacrificio.

 
Otros usos son éstos:
Baterías de Zn-AgO usadas en la industria aeroespacial para misiles y cápsulas espaciales por su óptimo rendimiento por unidad de peso y baterías cinc-aire para computadoras portátiles. Piezas de fundición inyectada en la industria de automoción. Metalurgia de metales preciosos y eliminación de la plata del plomo. Utilizado en fabricación de pinturas al óleo, para fabricar el color blanco de cinc, utilizado para crear transparencias en la pintura. Aleaciones: latón, alpaca, cuproníquel-cinc, aluzinc, virenium, tombac, etc.

 

 

En Reciclajes A. Márquez S.C. recogemos el zinc procedentes de diferentes usos y procesos industriales de fabricación para su reciclaje. El destino final es su fundición en hornos. El material en estado líquido se convertirá en nuevos artículos. El precio del kilo de zinc depende del mercado bursátil de los metales y del formato y calidad en el que se presente.

 
La chatarra de zinc se puede encontrar en los siguientes formatos:

 

– Zinc nuevo: Se trata de chatarra de láminas o chapas de zinc puro, nuevas o troqueladas, libres de corrosión y de humedad. No deben contener materiales extraños ni aditamentos. Este tipo de zinc se puede encontrar en el zinc para impresión, como el zinc de grabador, planchas litográficas y planchas para imprimir direcciones, o materiales utilizados para recubrimiento de tejados, bajantes o canalones.

 
Zinc de obra o demolición: se trata de chatarra de recortes viejos de zinc limpios y secos. Las virutas de zinc son aceptables siempre que estén libres de aceites y taladrinas. No debe contener materiales extraños.

 
Calamina: es chatarra de piezas mixtas de zinc viejas fundidas a inyección, con o sin hierro y otros aditamentos extraños, carburadores, alcachofas del gas…Debe estar libre de virutas, deshechos, trozos grandes, piezas fundidas, tierras y sustancias volátiles como espumas, caucho, corcho, plásticos, grasas, etc. Todos los materiales extraños y suciedad serán descontados.

 
Zamac: aleación de zinc con aluminio, cobre y magnesio. Su uso está extendido en el sector del herraje. Las piezas fabricadas con zamac se utilizan en componentes de automoción, construcción, electricidad, en la elaboración de llaveros, adornos, réplicas de automóviles, bisutería, regalos metálicos, etc. (Se cotiza como calamina)

CHATARRA DE BRONCE

CHATARRA DE BRONCE

Bronce es toda aleación metálica de cobre y estaño en la que el primero constituye su base y el segundo aparece en una proporción del 3 al 20 %. El cobre y el estaño son los elementos principales, y dependiendo de la aplicación, se alea también con aluminio, níquel, plomo, zinc, etc.

 

La aleación básica de bronce contiene aproximadamente el 88 % de cobre y el 12 % de estaño. El bronce «alfa» es la mezcla sólida de estaño en cobre. La aleación alfa de bronce con un 4 a 5 % de estaño se utiliza para acuñar monedas y para fabricar resortes, turbinas, y herramientas de corte.
En muchos países se denomina incorrectamente «bronce comercial» al latón, que contiene 90 % de cobre y 10 % de zinc, pero no estaño. Es más duro que el cobre, y tiene una ductilidad similar. Se utiliza en tornillos y alambres.

 

En Reciclajes A. Márquez S.C. recogemos el bronce procedentes de diferentes usos y procesos industriales de fabricación para su reciclaje. El destino final del bronce es su fundición en hornos. El material en estado líquido se convertirá en nuevos artículos. El precio del kilo de bronce depende del mercado bursátil de los metales y del formato y calidad en el que se presente.

 

La chatarra de bronce se puede encontrar en los siguientes formatos:
Bronce viruta: se trata de virutas de bronce libres de taladrinas y aceites.
Bronce chatarra comercial: se trata de chatarras de bronces de distintas aleaciones comerciales utilizadas con diferentes fines (válvulas, cojinetes, otras piezas de maquinarias, etc)

CHATARRA DE LATÓN

 

CHATARRA DE LATÓN

 

El latón es una aleación de cobre y zinc. Las proporciones de cobre y zinc pueden variar para crear una variedad de latones con propiedades diversas. En los latones industriales el porcentaje de Zn se mantiene siempre entre el 30 y 40%. Su composición influye en las características mecánicas, la fusibilidad y la capacidad de conformación por fundición, forja, troquelado y mecanizado. La densidad del latón también varía mucho en función de la composición.

 

 

El latón es conocido por el ser humano desde épocas prehistóricas, incluso antes de que el mismo zinc fuese descubierto. Entonces se producía mediante la mezcla de cobre con calamina, una fuente natural de zinc.

 

 

En Reciclajes A. Márquez S.C. recogemos el latón procedentes de diferentes usos y procesos industriales de fabricación para su reciclaje. El destino final del latón es su fundición en hornos. El material en estado líquido se convertirá en nuevos artículos. El precio del kilo de latón depende del mercado bursátil de los metales y del formato y calidad en el que se presente.

 

 

La chatarra de latón se puede encontrar en diferentes formatos:

 

–          Recortes de latón nuevo: se trata de chatarra de recortes de latón amarillo de nueva producción, sin plomos, libre de soldaduras y de materias extrañas. Quedan excluidos los casquillos de balas.

 

–          Viruta de latón: sobrantes de latón procedentes del mecanizado, torneado y /o fresado de piezas. Se trata de chatarra de virutas de barras, libres de aluminio, manganeso, aleaciones, aceites y taladrinas.

 

–          Radiadores mixtos: se compone de aleaciones de cobre. Son radiadores procedentes de sistemas cerrados de refrigeración de agua o de aceite de vehículos, maquinarias o equipos industriales.

 

–          Latón chatarra comercial: se trata de chatarra de latón mixta, incluidas piezas de fundición, barras, planchas y tuberías y diversos latones amarillos, incluidos el latón cromado. Debe ir libre de aleaciones de bronce (bronce al manganeso, bronce al aluminio), de radiadores y munición de cualquier tipo. Proceden fundamentalmente de fontanería (grifos, llaves, tuercas, etc)

 

–          Latón de vainas: se trata de latón procedente de munición ya utilizada y sin ningún residuo inflamable o explosivo.

 

CHATARRA DE COBRE

CHATARRA DE COBRE

 

El cobre, de símbolo Cu, es un metal de transición de color rojizo y brillo metálico que, junto con la plata y el oro, se caracteriza por ser uno de los mejores conductores de electricidad (el segundo después del plata).Gracias a su alta conductividad eléctrica, ductilidad y maleabilidad, se ha convertido en el material más utilizado para fabricar cables eléctricos y otros componentes eléctricos y electrónicos.

 

El cobre forma parte de una cantidad muy elevada de aleaciones que generalmente presentan mejores propiedades mecánicas, aunque tienen una conductividad eléctrica menor. Las más importantes son conocidas con el nombre de bronces y latones.

 

Fue uno de los primeros metales en ser utilizado por el ser humano en la prehistoria.   El cobre es el tercer metal más utilizado en el mundo, por detrás del hierro y el aluminio.

 

Por otra parte, el cobre es un metal duradero porque se puede reciclar un número casi ilimitado de veces sin que pierda sus propiedades mecánicas.

 

El precio del kilo de cobre varía en función del tipo de cobre que se recicla.

 

En Reciclajes A. Márquez S.C.  se recicla cobre procedente de procesos industriales de fabricación (laminación, soldadura, caldererías, embutición, estampación, etc), fontanería, empresas de electricidad, empresas de telecomunicaciones,  restos procedentes de demoliciones y derribos, etc.  El destino final del reciclado del cobre es su fundición en hornos. El material en estado líquido se convertirá en nuevos artículos.

 

La chatarra de cobre se puede comprar en diferentes formatos:

 

–          Cobre primera, cobre nuevo hilo o cobre Millberry: 

Es el cobre sin usar, procedente de cables de diferentes grosores usados en instalaciones eléctricas y telecomunicaciones.

Se trata de los hilos de cobre nuevos y brillantes, sin óxido y sin aleaciones ni revestimientos. No puede presentar estaño, teñido, pintado ni ennegrecimiento. La composición química debe ser exclusivamente cobre.Tiene que estar libre de aceites, grasas y cualquiera otra contaminación, metálica o no. Debe estar seco y no presentar radiactividad.

 

–          Cobre segunda (tubo y pletina):

Es el cobre en forma de tubos nuevos, pletinas nuevas, placas macizas, recortes, barras, tuberías, segmentos…procedentes de sobrantes de producción o instalación.

Debe estar libre de grasas, óxidos, aceites, tornillos de hierros, gomas, etc. El material debe estar seco y exento de radiactividad.  No puede presentar estaño, teñido, pintado ni ennegrecimiento. La composición química deber ser exclusivamente cobre.

 

–          Viruta de cobre:

Consiste en sobrantes de cobre procedentes del mecanizado, torneado y/o fresado de piezas.  Deberán estar libres de aceites y taladrinas, así como restos de plásticos, hierros u otros metales o materiales.

 

–          Cobre- PVC:

Se refiere a los cables de cobre con cualquier recubrimiento. Existe una gran variedad de cables con diferentes proporciones de cobre. El precio del cobre-PVC puede variar en función de esta proporción.

 

–          Calentadores:

 

Es el cobre sobrante de las calderas. El calderín de calentador de agua y gas puede presentar un baño de estaño.

Debe ir libre de líquidos, aceites grasas, latón, bronce, hierro o cualquier otra contaminación metálica. El material debe estar seco y exento de radiactividad.

 

–          Cobre de motores eléctricos:

 

Se trata de chatarra de motores eléctricos procedentes de máquinas (de corriente continua, de corriente alterna, motor de inducción, motores sincrónicos, motores de colector, etc), generadores o transformadores eléctricos libres de aceites, los cuales contienen cobre y algunos también pueden contener aluminio.

En ningún caso se recuperarán los transformadores que contengan PCB´s o piraleno, considerados como residuos peligrosos.

Los motores eléctricos pueden venir completos o desmontados. No deben contener exceso de hierro adherido, como reductoras o hierro libre, bombas de succión ni compresores. Deben ir libres de radiactividad.

 

–          Radiadores:

 

Se encuentran los radiadores de aluminio con tuberías de cobre  y los radiadores mixtos (cobre y metal). Debe ir libre de grasas, aceites o cualquier otra contaminación. Pueden incluir partes de hierro.

 

–           Cobre revuelto: 

Aquí se encuentra incluido todo el cobre de instalaciones de fontanerías o eléctricas, procedentes del desmontajes de obras, etc.

Se trata de chatarra de cobre mixto sin alear, de hilos de cobre, cobre de tubo o pletina, cobre de bobinado de motores, etc.  Pueden estar estañados, pintados o con soldaduras. El cobre puede estar ennegrecido por motivos justificados y deben ir libres de aceites y grasas, y estar seco y exento de radiactividad.

 

ESTÁ TERMINANTEMENTE PROHIBIDO LA COMPRA DE CABLE DE COBRE QUEMADO INTENCIONADAMENTE PARA DESHACERSE DEL AISLANTE. SÍ ESTÁ PERMITIDO EL HILO DE COBRE ENNEGRECIDO DEBIDO A MOTIVOS JUSTIFICADOS DE INCENDIOS PROCEDENTES DE SUBIDA DE TENSIÓN.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies