Reciclaje A. Marquez

RESIDUOS DE CONSTRUCCIÓN Y DEMOLICIÓN (RCDs)

DEMOLICION

Origen

 
Los RCDs son residuos generados en cualquier construcción y demolición de edificios e infraestructuras (puentes, carreteras, túneles…); rehabilitación y restauración de edificios y estructuras existentes; así como de la producción de materiales de construcción, por ejemplo una máquina de hacer hormigón, etc.

 
Composición

 
La composición de estos residuos varía mucho en función del tipo de infraestructuras, país, hábitos constructivos, disponibilidad de la materia prima y el tiempo o edad del edificio o construcción.

 
Entre los RCDs se encuentran: las tierras y áridos mezclados, piedras, restos de hormigón, restos de pavimentos asfálticos, materiales refractarios, ladrillos, cristal, plásticos, yesos, ferrallas, maderas, etc.

 
La gran mayoría de estos residuos son inertes, es decir, no son peligrosos, ya que no experimentan transformaciones físicas, químicas o biológicas significativas, pero una pequeña parte sí son peligrosos o potencialmente peligrosos para la salud humana y el medio ambiente debido a su composición y propiedades, como es el caso de los fibrocementos, el plomo, los alquitranes y residuos de preservantes, adhesivos, colas y sellantes y ciertos plásticos.

 

 

Gestión y tratamientos de RCDs metálicos

 
A continuación, como nuestra competencia son los residuos metálicos, pasamos a presentarles los tipos de residuos metálicos procedentes de obras y demoliciones, así como sus formas de gestión y tratamiento teniendo en cuenta la jerarquía de residuos:

 
1. Residuos de aluminios (LER 170402): Se encuentra en su mayor parte en productos de cerrajería y carpintería metálica. Tiene una capacidad de reciclado elevada, debiéndose efectuar previamente su separación de los productos férricos y de otros tipos de metales. Además existe una gran demanda de este producto gracias a la importancia de su industria de transformación y la amplia gama de productos en los que se utiliza. Sin embargo, debe primar su reutilización en la misma obra o en otras.

 

2. Residuos de cobre (LER 170401): se genera fundamentalmente en la ejecución de cubiertas de cobre e instalaciones (tuberías de fontanería y cableado eléctrico). Tiene grandes posibilidades de reciclado por su gran durabilidad, su demanda y su bajo coste frente al cobre de origen natural. Si se efectúa su recogida selectiva y se puede considerar puro, su fundición y tratamiento son fáciles, mientras que las aleaciones cobre-chatarra necesitan un proceso para eliminar impurezas.

 

3. Residuos de latón o bronce (LER 170401): suelen ser latas con que se suministran las pinturas o como elementos de carpintería y cerrajería (pomos, herrajes). Al igual que el resto de metales: aceros, aluminios, cobres, etc la alternativa es el reciclado o valorización como chatarra.

 
4. Residuos de acero (LER 170405): se originan fundamentalmente en la colocación de armaduras metálicas en estructuras, y como residuos de envases de latas en los que se suministran pinturas, disolventes, etc.
En el caso de los residuos provenientes de las estructuras de hormigón armado, son de fácil separación mediante métodos electromagnéticos o correcto almacenamiento en un contenedor durante la obra, teniendo gran posibilidad de reutilización en la misma o en otras edificaciones en caso de tener una calidad optima. En caso contrario, se puede valorizar como chatarra.
En el caso de las latas en los que queda inevitablemente restos de pinturas, es conveniente primero agotar el resto de pintura en la obra y también, no mezcladas con otros residuos por su carácter de peligrosidad, recogiéndolas en un contenedor específico.

 
5. Residuos de hierro (LER 170405): debido a su durabilidad, se pueden reutilizar en la misma obra o en otras, e igualmente, se pueden valorizar en plantas de reciclado o como chatarra, previa separación electromagnética o recogida y almacenamientos selectivos.

 
6. Residuos de plomo (LER 170403): Principalmente se encuentra en tuberías y cubiertas. Tiene buena aceptación en las empresas de recuperación para su reciclaje y recuperación. Sin embargo no se debe depositar su almacenamiento en vertederos por sus lixiviados contaminantes.

 
7. Residuos de zinc (LER 140404): Es un metal considerado como peligroso, por lo que se debe efectuar su almacenamiento selectivo y gestión por parte de un gestor autorizado.

Dejanos su respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR